Mujeres que Inspiran: Silene Valero, vida dedicada al realce de la cultura

Mujeres que Inspiran: Silene Valero, vida dedicada al realce de la cultura

Amanda Saldivia.-

En Mujeres que Inspiran destacamos a una dama gracitana que desde los cuatro años se lucía en el baile del joropo llanero y central, guiada por su papá que era oriundo de San Casimiro y su abuela que nació en esta tierra gracitana.

A esa corta edad comenzó a distinguir las distintas variantes de nuestro baile nacional y ya en la adolescencia se interesó por el toque del tambor de esta tierra y comenzó a investigar sobre los Negros de Plaza, los cantos de luceros, mariselas, guarañas, el repique de la jinka y hasta las particularidades de los Diablos Danzantes de San Rafael de Orituco.

Seguramente ya sabe a quién nos referimos. Si, tienen razón se trata de Silene Valero, esa incansable mujer que ha dedicado su vida al realce de las tradiciones de esta tierra. Ella, es referencia a la hora de saber quiénes son los cultores de cada manifestación y es conocida en todo el país por el celo que ha tenido para que cada expresión mantenga su originalidad.

Esa larga trayectoria, es reconocida al designarla para dirigir el Gabinete Guárico en el municipio José Tadeo Monagas, instancia de coordinación adscrita al Ministerio del Poder Popular de la Cultura.

Es que la creatividad de Silene la desarrolló a corta edad. En el grupo escolar José Ramón Camejo estaba en todos los actos culturales, al punto de que sugería coreografías y asesoraba a estudiantes de otros salones, tanto en las tradiciones locales, como bailes de otras latitudes.

Recuerda especialmente las presentaciones de la Reina de Primavera, Carnaval y fin de año escolar, y de cómo disfrutaba junto a sus maestras Delfina de Mata, Josefina de Aragort, Clara de Alfonzo, Clemira DSuze, Leli de Rojas y Carmita de López.

La consolidación de esta gracitana como referencia, comenzó cuando tenía 14 años. En el liceo, llevaba las riendas de las coreografías y contaba con la confianza de las profesoras, entre ellas Mirtha Chang. El reto era lucirse en cada puesta en escena.

Ese amor por la cultura la llevó a estudiar educación. Tenía que viajar a San Juan de los Morros a la sede de El Mácaro y eso le dio la proyección regional. Le permitió conocer cultores de todo Guárico y mostrar las manifestaciones de esta tierra orituqueña.

A partir de ese momento, comenzó a llevar las representaciones de estudiantes a los festivales Quitapesares, Cantaclaro, producto del semillero en las escuelas y de la participación en Espigas del Orituco.

También Silene Valero destacó en teatro. En la década de los 80 fundó una escuela y hasta ganó un premio regional como mejor actriz en el año 1989. Otra de sus facetas fue de animadora de fiestas. Ella se vestía de payasita para el disfrute de los niños en los cumpleaños. Pero eso no es todo, su gracia, su postura y el arte que tiene para bailar la llevó a dar clases de aerobics, actividad física en la cual también se formó.

Es que Silene Valero tiene unos cimientos sólidos. Ella creció entre cultores. Su papá Miguel Armando Valero la llevaba a San Rafael, Lezama y en su casa se reunían a bailar y cantar, los fines de semana.  Por eso tiene ese arraigo y se emociona al recordar a los cultores Carmelo Sifontes, Falito Carpio, Juan Tovar, los hermanos Orasmas, Romero, Punchilupe y los Paredes, esa vena familiar de la recordada abuela Modesta.

Por eso, cuando se revisa el realce de la cultura de esta tierra, el nombre de Silene Valero está presente. Ella recibió al periodista Eli Bravo para mostrarle la riqueza de nuestra región, lo que quedó registrado en el programa Destinos Musicales de Televen. También fue pieza clave en la edición del libro de Patrimonio Cultural y actualmente lidera el registro en la misión Viva Venezuela, mi Patria Querida, fundó la escuela Tradiciones del Orituco, donde se forman niños en el baile de joropo y aunque está jubilada, sigue dando clases en las instituciones educativas para que el amor por nuestras expresiones se mantenga.

Ella sueña con un gran centro cultural, porque el Orituco, no es solo baile, aquí hay artistas plásticos, escultores, escritores, es una tierra rica en talento humano y por eso sigue trabajando incansablemente. Es que Silene Valero es una de las Mujeres que Inspiran.

Mujeres que Inspiran es una producción de Amanda Saldivia para Promasorca. Edición y montaje Luis Aviles. Este contenido es difundido en el programa Tiempo de Cambios por Activa 104.9 FM y en el portal www.webdealta.info.

@amandasaldivia

Written by:

1.525 Posts

View All Posts
Follow Me :

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: